La Hispania romana – Temario 1º ESO

Ahora más que nunca estudiar en casa se ha convertido en una necesidad para muchos estudiantes e incluso para los más jóvenes de la casa. Aparte, de que el saber no ocupa lugar, así que vamos a darte algunas lecciones de historia sobre un tema muy interesante y, además, adaptado a los alumnos de secundaria. […]
SobreHistoria.com

Ahora más que nunca estudiar en casa se ha convertido en una necesidad para muchos estudiantes e incluso para los más jóvenes de la casa. Aparte, de que el saber no ocupa lugar, así que vamos a darte algunas lecciones de historia sobre un tema muy interesante y, además, adaptado a los alumnos de secundaria. Hoy toca La Hispania romana – Temario 1º ESO. Y verás qué entretenido es aprender historia.

La Hispania romana: pueblos colonizadores

hispania-romana-temario-eso-anfiteatro-de-merida-istock

Demos un breve repaso por los diferentes pueblos presentes en la península ibérica:

Fenicios

La llegada de fenicios resulta complicada desde la cronología Veleyo Patérculo, quien sitúa la llegada y fundación de la ciudad de Cádiz (Gadir) por habitantes de Tiro hacia el 1100 a.C., fecha que no se consigue corroborar según la arqueología.

Los fenicios son bien conocidos por su política de talasocracia: de creatividad económica, dominio del mar, búsqueda de posibilidades y de nuevos mercados, es decir, de nuevas posibilidades de demanda en sus clientes. Su modo de vida es bastante cosmopolita en origen, de manera que los que se trasladan a la península ibérica es gente próximo oriental urbana.

Todo este proceso genera influencias recíprocas, no va en una sola línea. Antes de construir estructuras, factorías o ciudades (asentamientos permanentes) forman un comercio ambulante: con pulseras, calzado, ropa, alimentos… mercados donde llevan sus productos y estudian el comportamiento de la gente local.

Dependiendo de cómo sea ese periodo se efectúa un ritual religioso: se realiza un vaticino o ritual en connivencia con los navegantes (intereses en los que prima la economía) para ver si la instalación va a resultar rentable, generar riquezas, desarrollo y ser un lugar protegido frente a enemigos o competidores agresivos.

Ellos no solo llevan productos fenicios, sino mediterráneos en general, entonces, a partir de ahí empieza el paso de los fenicios a instalarse en el ámbito de la península ibérica o, luego, Hispania Romana, que se materializa cuando se funda un templo en el que el dios primordial es masculino (tiene que ver con el ámbito solar): Templo de Baal-Melqart.

Más sobre los fenicios:

Griegos

hispania-romana-temario-eso-mapa-istock

La llegada de los griegos a la península ibérica, luego Hispania Romana, presenta dos fases:

De asentamiento costero o de puertos: en búsqueda de espacios fáciles conectados con clientes positivos, es decir, que aceptan los intercambios comerciales de forma pacífica.

Expansión griega hacia el interior: zonas ricas para los ámbitos ganadero y metalúrgico. En cierto modo, el estatus general previo al siglo VII a.C. los griegos lo mantienen, no se dan alteraciones exageradas ni una impronta autoritaria ni política ni religiosa.

La segunda fase será la llegada masiva de griegos desde Focea y Rodas, lugares de huida de los persas, aparte de ser zonas pobres (Focea más que nada). Uno de los primeros asentamientos de estos griegos jonios será Ampurias, sobre Ampurias la que hay complicaciones respecto a la cronología, pero está entre el 625 – 600 a.C.

Frente a Ampurias está una palaiápolis o isla donde se asientan primeramente. La neápolis o ciudad nueva se desarrolla a partir del siglo VI a.C.

Sigue aprendiendo sobre Grecia:

Cartagineses

Sentenciada la derrota en la primera guerra púnica, los cartagineses elaboran un plan expansivo por la península ibérica, con el fin también de pagar la deuda a los romanos ¿Primera área de expansión? el valle del Guadalquivir (envían a Amílcar como estratego). Zona explotada, poblada, rica y estable.

hispania-romana-temario-eso-mosaico-cartago-istock

Guerrea y establece pactos en esa zona, no todos los indígenas aceptan ese control de Cartago (porque firmaron pactos con Roma o griegos) de modo que cuando llega Amílcar a veces se puede asentar fácilmente y en otras hay dificultades.

Crea un gran latifundio a ambas orillas del Guadalquivir desde donde desarrolla agricultura y ganadería. También explota las minas de plata, y desde allí busca controlar zonas del Levante. Funda una capital Akra Leuké (Tossal de Manises) en Alicante.

Con Asdrúbal se funda Cartago Nova, teniendo acceso al mar. En el 226 a.C. se firma el tratado del Ebro, si los cartagineses traspasan Cataluña y siguen girando por el golfo de León estarían en el norte de la península itálica.

Aníbal no respeta el tratado del Ebro y usará Sagunto como base o cuartel ante Roma poniendo cerco a la ciudad, esto se llama poliorcética. La que conoceremos como Hispania Romana fue eje primordial de la segunda guerra púnica y de la tensión de competencias entre Cartago y Roma.

Más historia:

Romanos

Roma decide la permanencia, además de expulsar a los púnicos, desarrollando su dominio de la península ibérica, primero, para evitar otro conflicto con los púnicos y, segundo, por la información que Roma ha ido acumulando y es que hay recursos que pueden seguirse explotando y que son interesantes económicamente.

La Hispania romana: conquista de la península ibérica

Tanto el 218 a.C. (desembarco en Ampurias) como el 197 a.C. corresponden con momentos de indecisión, de duda, de ciertas tensiones en el senado de Roma a propósito de qué hacer en la península ibérica en el sentido militar.

hispania-romana-temario-eso-italica-istock

Organización territorial

La Hispania Romana se divide en dos provincias:

  • Hispania Ulterior: más alejada de Roma capital, es una zona rica que ha venido aceptando a los colonizadores o extranjeros que traían nuevas ideas, financieros. Crean una capital, la actual Córdoba.
  • Hispania Citerior: centro-norte-zona occidental. Tiene un problema: necesitará apoyo del ejército continuamente, intentan dominarla desde su capital, Tarragona (Tarraco).

La economía en la Hispania romana

En la Ulterior Roma permite que ese ámbito de negocios siga funcionando de forma natural. En la Ulterior se desarrolla la ciudad, promoviendo tanto nuevas ciudades como dándole más fuerza a las antiguas, este proceso de urbanización tuvo un peso decisivo, Roma jerarquiza ciudades, estableciendo una jerarquía urbana dependiendo del apoyo de las ciudades a Cartago o Roma:

Según el número de habitantes de la ciudad.

Dependiendo de su grado de riqueza económica.

Dependiendo de las posibilidades futuras de esa ciudad.

Cambios en la organización del trabajo y en la propiedad porque a Roma le interesan los impuestos (es rentable), se explotan aquellos metales que son ricos y de prestigio, son gestionados por el emperador y altos funcionarios cercanos, hablamos del oro y la plata. También se explota el hierro, cobre, plomo, estaño…

La producción de piezas artesanales va por zonas costeras, pero también terrestres, no es de menos la producción de aceite en el área de la Bética (véase el monte Testaccio en Roma).

Aprende todo sobre el Imperio de Roma:

El legado cultural de los romanos

  • Uno de los más importantes legados es que se fortalecen las vías marítimas y terrestres con las calzadas romanas.
  • Uso civil para el transporte y desde lo militar/defensivo.
  • Asimismo, el proceso de romanización generó un mestizaje cultural importante, que luego también incluirá al cristianismo. Otros elementos que será un legado que nos llega desde la Hispania Romana hasta nuestros días es la arquitectura o el trazado urbanístico…

Te puede interesar:

Galería de imágenes La Hispania romana – Temario 1º ESO

SobreHistoria.com

También te puede interesar