Escrito por

Diferencia entre hecho, proceso y cambio histórico

Diferencia entre hecho, proceso y cambio histórico. No sólo a la hora de hacer los trabajos de historia en la escuela, podemos llegar a confundir conceptos como lo que es un hecho histórico y un proceso. Muchas veces cuesta definir o explicar donde reside la diferencia entre ambos. Para ello, vamos a proceder en este artículo a definir que es un hecho histórico, un cambio  y un proceso histórico, así como a matizar y destacar las diferencias que hay entre los tres aspectos.

The_Burning_of_the_Library_at_Alexandria_in_391_AD

Qué es un hecho histórico

hecho-historico

Llamamos hecho histórico, a un suceso del pasado que el historiador considera relevante. Podemos decir que son acciones, sucesos, acontecimientos. Los hechos históricos se caracterizan por ser de de corta duración (horas, días, semanas).

Algunos ejemplos de hechos históricos: la toma de la Bastilla el 14 de julio de 1789, la caída de la bolsa de Wall Street en 1929, el estallido en Melilla el 17 de Julio de 1936 que iniciaba el Golpe de Estado a la Segunda República,  el atentado a las Torres Gemelas en 2001. Según sus características, podemos clasificar un hecho histórico como político, militar, económico, cultural, etc.

Los hechos históricos no son acontecimientos aislados ni suceden porque sí. Todo hecho histórico se relaciona con muchos otros hechos históricos, anteriores y posteriores. Es decir, se relacionan entre sí, en una compleja red de causas y consecuencias múltiples y son además lo que llevan a que cualquier conflicto, acontecimiento o momento de la historia se convierta en transcendental.

Uno de los hechos históricos más importantes de la historia occidental y que más relevancia ha tenido en los últimos años podría ser la “Batalla de las Termópilas“, llevada a la gran pantalla, adaptando la novela gráfica de Frank Miller “300” basada en esta gran batalla entre el enorme ejercito del Rey Jerjes contra un pequeño contingente de guerreros espartanos liderados por el Rey Leonidas, en aquel momento eran los guerreros más bravos y fieros del mundo conocido

Jacques-Louis_David_004_Thermopylae

Los historiadores buscan los hechos históricos relacionados entre sí (culturales, económicos, políticos, sociales, etc.), y los integran en un proceso histórico, así logran una comprensión más completa de la sociedad que estudian.

Qué es un proceso histórico

revolucion-francesa-proceso

A partir del análisis que hemos hecho sobre el hecho histórico podemos derivar a la definición de proceso histórico y que será  un conjunto de hechos históricos relacionados entre sí; y transcurre a través del tiempo.

Si pensamos en cualquiera de los ejemplos de hecho histórico que vimos antes, podremos ver que es una consecuencia de otros hechos anteriores, y también es la causa de otros hechos posteriores. Por ejemplo, la toma de la Bastilla se integra en un proceso histórico particular como lo es la Revolución Francesa.

Otro ejemplo de proceso histórico sería la constitución del Shogunato Tokugawa en Japón en el año 1603, suceso que cambió la historia del país del Sol Naciente dando por finalizado el periodo Sengoku-Jidai ( La era del país en guerra) con la gran victoria del Ejercito del Este en la batalla de Sekigahara

Tokugawa_Ieyasu2

Cada proceso histórico es un período de tiempo durante el cual una sociedad se organiza de una manera determinada, y luego se va transformando hasta ingresar en un nuevo período histórico. A diferencia del hecho histórico (que es de corta duración), los procesos históricos son más largos, pueden durar años, décadas y hasta siglos.

Qué es un cambio histórico y cómo se produce

En cuanto al cambio histórico podemos decir que supone el hecho de un cambio o transformación desde una situación inicial a una situación final, de modo que se produce solo durante el transcurso del tiempo.

Dentro del cambio histórico podemos señalar de tres tipos:

  • Acontecimientos o hechos individuales: que son aquellos que ocurren en la vida cotidiana de las personas (como por ejemplo un accidente o una discusión).
  • Cambios coyunturales: Un grupo de acontecimientos que se relacionan entre sí dando forma a una situación pasajera. Son cambios que duran más tiempo que los hechos individuales y como ejemplo podemos señalar una crisis económica o una campaña electoral.
  • Cambios estructurales: Estos son cambios en un tiempo determinado con principio y fin pero que afectan a grandes estructuras de la sociedad o de la política así como de la historia. Como ejemplo tenemos el desarrollo del capitalismo en occidente o una transición demográfica.

A partir de lo señalado podemos decir también que un cambio histórico en relación al hecho histórico y el proceso histórico deberá ser un cambio coyuntural o estructural, es decir, un cambio que afecte a una gran estructura o que dure un periodo de tiempo prolongado. Por ejemplo la Revolución Francesa en sí, que antes hemos mencionado sería un cambio histórico desde el principio al fin, donde además  los protagonistas fueron conscientes y de hecho, los promotores de dicho cambio ya que fue intencionado.

Por otro lado, los cambios históricos pueden ser también una reforma, que se produce durante un periodo de tiempo corto y que también tiene una intencionalidad, como por ejemplo la reforma protestante que llevaron a cabo, Calvino y Lutero.

Luego tenemos también cambios históricos que se desarrollan en el tiempo pero sin que los protagonistas sean conscientes de ello, como por ejemplo el proceso de hominización.

De este modo podemos decir que el cambio histórico, marcaría de alguna manera tanto el hecho histórico como el proceso histórico, tal y como vemos a continuación con más detalle.

Diferencia entre hecho histórico, proceso y cambio histórico

Como hemos visto antes el hecho histórico se presenta como un hecho aislado, a pesar de que siempre está relacionado, por causa o consecuencia, con otros hechos históricos. Pero el hecho, en sí mismo, es aislado. Un hecho histórico puede ser un acontecimiento deportivo, un descubrimiento científico o una batalla en una guerra. Sin embargo, un acontecimiento deportivo, un descubrimiento científico o una batalla no podrían ser nunca un proceso histórico, pues el proceso histórico se compone precisamente de hechos como esos, lo que se denomina como “hechos históricos”.

En cambio un hecho histórico sí que puede ser el artífice de un cambio histórico, por ejemplo el asesinato de Kennedy fue un hecho histórico que llevó a un cambio histórico en la política de Estados Unidos.

Por otro lado, el cambio histórico prolongado que marca cambio estructural, acabará por conformar un procesos histórico, que va a estar marcados por los hechos históricos que han llevado al cambio. Los hechos históricos provocan cambios que hacen avanzar los procesos históricos en una u otra dirección. La interrelación de los hechos históricos y su sucesión en el tiempo es lo que dota a unas características generales a un proceso histórico. A su vez, el proceso histórico incluye en su nomenclatura la palabra “proceso”, lo cual significa que esos hechos históricos provocan un cambio en la cultura y la sociedad de una zona determinada.

astronautas luna

Los hechos históricos más importantes tienen el poder de provocar un cambio histórico y de marcar un proceso histórico. Por ejemplo, la llegada del hombre a la luna fue un hecho histórico que probablemente cambió el futuro del mundo. Cuando Armstrong pisó la luna, se dio un hecho histórico (la primera vez que el hombre ponía el pie en la luna) pero, además provocó un cambio en la historia y modificó en gran medida un proceso histórico, el de la carrera espacial, que a su vez formaba parte esencial dentro de las luchas entre EE.UU y la URSS durante la Guerra Fría. A pesar de que los rusos llevaban ventaja hasta ese momento a los americanos, la llegada de Armstrong a la luna fue un hecho histórico que cambió el curso de las cosas.

Matizaciones sobre el hecho histórico, proceso y cambio histórico

Cabe destacar que cuando alguien piensa en un hecho, un cambio o un proceso históricos, suele pensar en hechos, cambios  o procesos históricos de gran calado, que supusieron grandes avances, novedades o mejoras en la forma de vida de las gentes.

Sin embargo, en el caso de hecho, la palabra “histórico” no se refiere a un hecho destacado o novedoso de su tiempo, es decir, “histórico” no es un adjetivo que necesariamente deba engrandecer al hecho. Al contrario, en este caso la palabra histórico se refiere a la historia, con los que sirve con que el hecho haya ocurrido en sí. Lo que ocurre es que, para que los hechos históricos tengan relevancia, deben ser poco comunes, sorprendentes, visionarios o tener importantes consecuencias.

En el cambio histórico, esa palabra “histórico” sí que tiene un sentido como tal ya que supone un periodo de tiempo, en el que los protagonistas son conscientes de ello con mayor o menor medida y provocan dicho cambio para que finalmente se marque el proceso histórico, que por otro lado, para que sea considerado como tal suele ser objeto de estudio por los historiadores.

También hay ocasiones en las que los hechos históricos ganan importancia con el paso del tiempo, de modo que se acaban que se acaban convirtiendo con los cambios históricos. Por poner un ejemplo, en su momento el nacimiento de Napoleón no era un hecho importante. Sin embargo, con el paso del tiempo y la importancia que adquirió su figura, el nacimiento de este general puede ser considerado un hecho histórico bastante importante, que marca el nacimiento del general que llevaría a Francia a su hegemonía Europea a principios del siglo XIX y que propiciará un cambio histórico y con ello, que se produzca un proceso histórico.

Vídeo de los hechos históricos más relevantes

Bibliografía:

  • La historia como nunca antes te la habían contado de Academia Play, ISBN-10: 8491643338
  • Más de 100 ideas para enseñar historia de Julia Murphy;  ISBN-10: 8499800777

 Otros artículos de interés en Sobre Historia:

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos