Teocentrismo: qué es, origen y características

Actualmente, el pensamiento gira alrededor del ser humano, pero en el pasado no era así. Si una persona se declaraba como el centro de atención, era considerado pecador. En la época medieval el cristianismo era la corriente más arraigada en la sociedad. Dios era que el que se llevaba todo el crédito de lo que […]
SobreHistoria.com

Actualmente, el pensamiento gira alrededor del ser humano, pero en el pasado no era así. Si una persona se declaraba como el centro de atención, era considerado pecador. En la época medieval el cristianismo era la corriente más arraigada en la sociedad. Dios era que el que se llevaba todo el crédito de lo que ocurría en el universo. Ante ello, surgió otra corriente y es el tema que abordaremos en este post: Teocentrismo: qué es, origen y características.

Teocentrismo: qué es, origen y características

Qué es el teocentrismo

El Teocentrismo es considerado como una corriente en la cual se cree que Dios es el centro de todo lo que ocurre en el  Universo y también es el que controla los pensamientos y actividades de las personas. Dicho pensamiento surge en la Edad Media, una época en la que había mucha religiosidad y devoción.

Rezando ante cruz

Imagen de Instagram de biblificand0

La filosofía del Teocentrismo está relacionada con todo lo que existe, porque trata de explicar todo, desde el punto de vista de la voluntad de Dios. Además, este pensamiento era el más importante en la época cristiana y en la Edad Media e impulsado por los Reyes Católicos del siglo XV.

Origen del teocentrismo

El origen del Teocentrismo se remonta a la era del cristianismo y finaliza con la llegada del Renacimiento. Todas las corrientes surgidas a partir del Teocentrismo creían que Dios era el centro de todo. Una vez que llega el Renacimiento, el ser humano pasa a tomar el protagonismo en el Universo.

Trovadores medievales

Imagen de Instagram de oslivristas

Como el teocentrismo tenía mucho protagonismo en la época medieval, los más humildes se embargaban de pesimismo y sufrían de desánimo ante cualquier lucha. Se pensaba, por ejemplo, que un rey llegaba a ser tal porque Dios lo quiso así y nadie podía cambiar eso.

Características del teocentrismo

San Juan de la Luz, Francia

Imagen de Instagram de gallegosxelmundo

Entre las características que presentaba el teocentrismo se encuentran las siguientes:

  • La principal característica de esta filosofía era la creencia de que Dios era el creador de todo el universo y quien manejaba todo, incluyendo las acciones y pensamientos de las personas.
  • Esta corriente sostiene que Dios domina cada uno de los aspectos de la vida de los seres humanos.
  • La razón es excluida. Hay una diferencia entre la fe y la razón lógica. Pero la fe está por encima de la razón lógica. El papel de esta última es la de demostrar la validez de la fe y, así, la existencia de Dios.
  • La fe es usada para mover a las masas. El teocentrismo es usado como un método de control de la sociedad. Lo político no se separa de lo religioso. Las enseñanzas sagradas eran las guías del comportamiento de las personas.
  • Con la llegada del teocentrismo surgieron líderes espirituales y religiosos. La importancia de estos líderes radicó en que era considerada igual o mayor a una autoridad política, ocupando en la monarquía un espacio especial que usaban para guiar las acciones del pueblo.
  • La filosofía teocentrista tenía sus máximos exponentes, que eran los que desarrollaban sus estudios durante el medioevo. Entre ellos se encontraba: Santo Tomás de Aquino, quien trató de explicar toda la realidad que envolvía la existencia de Dios.

Conoce también acerca del hinduismo y el budismo:

Galería de imágenes Teocentrismo: qué es, origen y características

SobreHistoria.com

También te puede interesar