Escrito por Tendenzias

La batalla de Waterloo: el fin de Napoleón y del imperio francés

Durante la historia de la humanidad ha habido ciertos sucesos que han marcado el inicio o el fin de una era en concreto, tales son los casos de la muerte de Jesucristo, la caída del Imperio Romano, el inicio y el fin de las guerras mundiales, el descubrimiento de América y mucho más; pero, en esta ocasión, te hablaremos de un hecho que marcó el final de la historia de uno de los personajes militares y políticos más célebres de los siglos XVII y XIX: el fin de Napoleón Bonaparte y la caída del imperio francés en la batalla de Waterloo.

Causas de la batalla de Waterloo

Primero que nada, para poder entender las causas que originaron esta batalla de Waterloo debes situarte en el contexto histórico de aquél entonces.

batalla-de-waterloo-caballería

Napoleón estaba en un momento en el que sólo su honor lo hacía seguir adelante, regresaba del exilio en la isla de Elba (en la que estuvo durante doce meses) y le frustraba ver cómo Luis XVIII “perdía” territorios para volver a la antigua Francia.

Este hecho generó que, tanto en las masas como en el ejército francés hubiese un cierto malestar del que Napoleón se aprovecha para tomar fuerzas y al regresar a París donde toma las riendas del poder; desde ese momento inicia el periodo denominado como los Cien días, en los que Napoleón restablece el imperio francés y lleva a cabo la que será la última de las Guerras Napoleónicas.

Al mismo tiempo, Luis XVIII huye de Francia y, en el Congreso de Viena, se forma la llamada Séptima Coalición, conformada por el Reino Unido, Prusia, los Países Bajos y otros reinos, países y ducados más; todo esto con el fin de acabar definitivamente con Napoleón ya que es considerado a estas alturas como ilegitimo. Un suceso fundamental para el desarrollo de la batalla de Waterloo.

Última fase de la batalla de Waterloo

A pesar de que desde el 15 de junio de 1815 y un poco antes ya había habido batallas, es el 18 el día en que las tropas de Napoleón se enfrentan en las cercanías de Waterloo a las tropas aliadas, guiadas por el Duque de Wellington. Siendo esta la verdadera batalla de Waterloo.

La preparación de un bando y de otro inició desde temprano; los aliados comieron carne, galletas y tomaron ginebra, mientras que las tropas napoleónicas bebieron coñac.

Poco a poco la caballería francesa fue destrozada, siendo las fuerzas aliadas más organizadas que las napoleónicas; pero, a horas de la tarde, Napoleón decide convocar a Guardia Imperial, que eran casi intocables, sin embargo, tampoco resultó positiva esta maniobra, ya que las fuerzas aliadas desplegaron 1500 guardias, cuerpo a tierra, sorprendieron a las fuerzas del imperio francés y, de nuevo, Napoleón se veía en aprietos.

batalla-de-waterloo-leon

Después de esto ya todo empezó a venirse abajo, con un ejército británico que no paraba de hacer avances ofensivos y que devastó en su totalidad al ejército francés. La última fuerza que quedó del ejército fue la llamada La Belle Alliance, reserva y guardia de Napoleón.

Asimismo, tal era el desorden del ejército del imperio francés que, aún hacia la noche quedaban pequeños grupos de soldados que “luchaban solos” los cuales fueron capturados por las fuerzas prusianas inmediatamente; a las 21 fue capturado el mariscal Guillermo en La Belle Alliance, donde previamente estaba Napoleón.

Fin de Napoleón y del Imperio francés

El fin de la batalla de Waterloo se vislumbra el 10 de julio cuando se rinde Napoleón, siendo su fin oficial y definitivo como emperador del imperio francés que también pasaría a dejar de existir, con el que logró conquistar Europa y hacer que los franceses se sintiesen orgullosos de pertenecer a su país.

Dos días antes de rendirse, es decir, el 8 de julio, fue restablecida la corona, volviendo a convertirse en rey Luis XVIII. 16 días después de su captura, Napoleón es exiliado a la isla de Santa Elena, isla perdida en el Océano Atlántico y lugar donde posteriormente morirá.

batalla-de-waterloo-castillo

Su muerte también fue controvertida, ya que las causas nunca estuvieron tan claras, al inicio se creyó que murió gracias a un cáncer en el estómago, ya que se quejaba de sentir una sensación de dolor y pesadez estomacal; pero, en unos estudios recientes a través de una muestra de su cabello (preservado gracias a que se lo cortaron poco después de fallecer) se encontró que lo más probable es que haya sido envenenado con arsénico, al ser muy grande la cantidad de esta sustancia encontrada en la muestra.

En cuanto al Imperio Francés, al desarmarse su estructura napoleónica, se desarrollaron muchos cambios en la geopolítica de Europa, resultando en el nacimiento de nuevos territorios, pero si quieres saber más sobre esto, lee el siguiente apartado.

google_ad_client = 'ca-pub-2343544197275744';google_ad_slot = '7261601681';google_ad_width = 640;google_ad_height = 300;

Consecuencias de la batalla de Waterloo

Una de las consecuencias más importantes y notables del fin de Napoleón en la batalla de Waterloo es la del surgimiento de un liberalismo y nacionalismo político reflejado en muchas zonas que se vieron afectadas por la ocupación francesa, como lo es el caso de algunas áreas de España, desembocando en la revolución de 1820.

batalla-de-waterloo-fontainebleu

Como te decíamos antes, Europa se rediseña geopolíticamente con la caída del imperio francés sufriendo cambios notables como el del anexo de Polonia a Rusia; el de la recuperación de los territorios de los Balcanes por parte de Austria, así como el apoderamiento de casi todo el norte de Italia; Portugal y España vuelven a sus límites anteriores a las guerras napoleónicas; Francia vuelve a ser la misma del año 1792; y el Reino Unido se hace con la isla de Malta, Sri Lanka y la Colonia del Cabo.

Además, reinos como el de Dinamarca, que apoyó a Napoleón, pierden territorios mientras que países como Suiza, a la que se le reconoce su neutralidad y San Marino, se le reconoce su independencia, sacan un gran provecho del tratado.

Sin olvidar todas las ideas políticas como militares que dejó un hombre que, hoy en día, sigue siendo admirado por muchas personas alrededor del mundo, despertando una gran admiración por su figura y legado.

En fin, esperamos que este artículo te haya sido de fácil lectura, gustado y sido de ayuda para ilustrarte sobre cómo fue el desarrollo de la batalla de Waterloo y el fin de Napoleón Bonaparte y su imperio ¡hasta la próxima!

Te recomendamos leer también los artículos:

google_ad_client = 'ca-pub-2343544197275744';google_ad_slot = '7261601681';google_ad_width = 640;google_ad_height = 300;

SobreHistoria.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos