La Pitonisa, voz de los dioses
1 voto

La Pitonisa, voz de los dioses

La Pitonisa o Pitia es un personaje que suele presentarse tanto en los relatos antiguos como en las leyendas y mitologías. En Grecia, estas mujeres eran un elemento sumamente importante para las grandes jerarquías, dado que gracias a ellas, éstos podían llegar a conocer la voluntad de los dioses.

oracle

Las sacerdotisas preparaban numerosos rituales antes de entrar en conexión con los dioses: primero se bañaban y tomaban agua de la fuente cercana al templo, luego tomaban una rama de laurel, considerado como el árbol sagrado de Apolo y masticaban hojas del mismo.

Tras estos rituales, la pitonisa comenzaba en su estado habitual de trance, acompañado por movimientos frenéticos y estados de locura. Algunos escritores posteriores al período clásico han sostenido que del suelo se podían ver grietas por las cuales salían vapores ocasionados por el delirio de las sacerdotisas. Hoy en día estos hechos no pudieron ser refutados ni confirmados.

El acto final contaba con la recitación de los oráculos, los cuales eran escritos o recitados por los sacerdotes presentes, respondiendo dudosamente a las preguntas que los entusiastas realizaban. El oráculo más famoso por excelencia, fue el de Delfos, célebre sitio donde la Pitia profesaba las sentencias de Apolo.

Deja tu comentario

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

1 Comentario

  1. Camelot dijo...

    Pues hace algún tiempo tuve la oportunidad de leer un artículo muy interesante sobre el Templo de Apolo en Delfos y precisamente allí informaban que estaba demostrado que eran los vapores que emanaban del suelo, a través de grietas, los que ocasionaban a que la pitonisa entrara en trance.

    Estos vapores poseen caraterísticas alucinógenas, recuerdo que incluso mencionaban los compuestos químicos que lo componían, lamentablemente no recuerdo tanto como para precisarlos ahora. Pero creo que es una teoría ya prácticamente confirmada.

    Saludos.

    Responder