La religión de los aztecas: historia y curiosidades

Los aztecas fueron una cultura que a pesar que era muy antigua estaban muy organizados y manejaban una estructura política social bien establecida. En este post aprenderás todo lo relacionado con la religión de los aztecas: historia y curiosidades. Los aztecas profesaban culto a unos poco dioses. Entre sus divinidades estaban aquellos dioses relacionados con […]
SobreHistoria.com

Los aztecas fueron una cultura que a pesar que era muy antigua estaban muy organizados y manejaban una estructura política social bien establecida. En este post aprenderás todo lo relacionado con la religión de los aztecas: historia y curiosidades.

Religión azteca

Los aztecas profesaban culto a unos poco dioses. Entre sus divinidades estaban aquellos dioses relacionados con el ciclo agrícola y solar. Se encontraban, por ejemplo, el dios de la noche y de los guerreros, llamado Tezcatlipoca. También el dios de la fertilidad, protector de vida y creador del hombre al que ellos llamaban Quetzalcoátl. Huitzilopochtli, el dios del Sol y la guerra y Tláloc  el dios de la lluvia y el trueno.

Serpiente doble azteca

Los aztecas practicaban los sacrificios humanos, lo cual era algo muy normal en su religión. Cuando se establecieron en el valle de México quisieron adoptar las culturas y los dioses de otras civilizaciones más antiguas y avanzadas como las Toltecas que ya estaban establecidas.

Cuáles eran los dioses aztecas

Estatua Tolteca

Entre sus deidades se encontraban Huitzilopochtli, Tezcatlipoca, Quetzalcóatl, entre otras. A continuación te hablaremos de cada uno de estos dioses tan importante para los aztecas.

El dios azteca Huitzilopochtli

Dios azteca

Imagen de Instagram de emmanuelvaltierraillustrat

Huitzilopochtli es considerado como el dios de la guerra, el poder y la sabiduría. Además, su forma es la de una serpiente y estaba relacionada con la fertilidad, la estación, los relámpagos y el verano. A esta deidad le hacían cultos y ritos en el décimo quinto mes azteca, en el cual un sacerdote insertaba una flecha a una masa de sangre humana de personas sacrificadas.

El dios azteca Tezcatlipoca

Tezcatlipoca

Imagen de Instagram de larryquach

Este dios era muy adorado por los aztecas, su imagen representaba un animal con un espejo el cual se interpretaba como si fuera el reflejo de la humanidad. Luego, esta deidad fue relacionada con la fortuna y el destino de la nación azteca. Por tanto la festividad denominada Tóxcatl era la que se le hacía a este dios y se realizaba en el quinto mes.

El dios azteca Quetzalcóatl

Esta deidad era considerada el padre de los toltecas, era una serpiente emplumada y se relacionaba a la enseñanza del arte. Además, sus rituales consistían cortarse las venas debajo de su lengua o las que están detrás de las orejas, y se untaba en la boca de la deidad. De esta manera, se evitaba el sacrificio directo de humanos.

El dios azteca Tláloc

Tlaloc

Imagen de Instagram de wordlstreetartmx

Este dios estaba casado con Chalchiuhtlicue y tenía forma de rana, era usado para la adoración a la lluvia. Además, Tiáloc y Chalchiuhtlicue tenían muchos hijos llamados tlalocas (nubes) y vivían en Tlalocan un paraíso de agua donde habían muerto por un rayo, y disfrutaban de una felicidad eterna. Los sacrificios a esta deidad estaban relacionados a niños y doncellas y cuando había sequía los campesinos veneraban a la imagen de Tláloc  con maíz y pulque.

La diosa azteca Chicomecoátl

Era una deidad del agua, de la agricultura. La fiesta a esta diosa la celebraban en junio y julio una vez que el maíz llegaba a su punto de madurez. También llamada como la “diosa de los alimentos”, su apariencia era femenina y representaba la abundancia, comida, bebida y sustento humano.

El nombre de Chicomecoátl significa “siete serpientes” que simbolizan la recogida del maíz y la prosperidad de la agricultura. Además, los aztecas la culpaban cuando había mala cosecha. La apariencia de esta figura era con una cara de color ocre rojo, con toques de papel y falda floreada con agua y de calzado tenía unas sandalias de espuma.

El dios azteca Cinteotl

Cinteotl

Imagen de Instagram de chimipinka

Era un dios también de la agricultura y se relacionaba también con el maíz. La leyenda dice que cuando nació pasó su vida en el fondo de la tierra, por tal motivo se convirtió en el protector de los cultivos de maíz. El dios Cinteotl tenía otros dioses que eran subordinados a él, uno de ellos era Cinteteo que personificaba a la mazorca del maíz con todas sus características. También otros dioses subordinados eran: Cozauhquicintéotl (dios del maíz amarillo), Iztauhquicintéotl (dios del maíz blanco), Yayauhquicintéotl (dios del maíz negro) y Tlatlauhquicintéotl (dios del maíz rojo).

El dios azteca Xolotl

La apariencia de este dios mitológico era impactante, la cuenca de sus ojos estaban vacías, lo cual significaba el sacrificio de los dioses para darle vida al surgimiento del Sol. La leyenda dice que lloró tanto que las órbitas de los ojos se le cayeron. Además, este dios representa la ascensión y descensión del fuego, considerado el dios del lucero de la tarde.

La diosa azteca Tlazolteotl

Esta diosa representaba los deseos, la inmundicia y la lujuria. Además, exculpaba a los pecadores por esas faltas. También representaba la fecundidad de la tierra, abono, sexo, carnalidad y transgresiones morales. Es considerada la Venus mexicana.

Tlazolteotl

Imagen de Instagram de 9damixi

Por otro lado, esta deidad es de origen Huasteco y fue conquistada por los aztecas en 1450. La leyenda cuenta que fue la madre de Centeotl (dios del maíz) y de Xochiquetzal (diosa la fertilidad). En este sentido, se dice que cuando los españoles comenzaron a evangelizar en el nuevo mundo esta diosa era la que eliminaba los pecados. También, la asociaban a las fases de la luna.

El dios azteca Mictlantecuhtli

Este dios habitaba en las profundidades de la tierra, en lo más recóndito de ella y representaba las tinieblas y la muerte. Su residencia fija era la región del Mictlán, que quedaba en el Ombligo de la Tierra. Dicho sitio llegaban aquellos que morían y no merecían pasar por los grados del cielo y por tanto su castigo era eterno.

Tenía relación también con el dios maya Ah Puch el cual era simbolizado en animales como: ciempiés, búho, araña, alacrán y murciélago. Además, este dios del inframundo representaba a los nueve ríos de Mictlán y en ocasiones representaba al esqueleto humano.

La mujer de este dios era considerada la Dama de la Muerte, y por tanto es la que representa el Día de los Muertos que es cuando las almas de los difuntos regresan a sus casas para volver a ver a sus seres queridos. En la actualidad a este dios se le da alguna importancia en rituales, sobre todo entre los propios dioses y dentro del panteón mexica.

¿Te gustó conocer a los principales dioses aztecas? Pues te invitamos a conocer también aspectos interesantes de la religión maya

Galería de imágenes La religión de los aztecas: historia y curiosidades

SobreHistoria.com

También te puede interesar