Biografia de Mozart
3 votos

Biografia de Mozart

 

Hay pocas personas de las que se pueda decir “¡Hola señor Música!”: Mozart es una de ellas. Hoy abordaremos la biografía de Mozart, músico del siglo XVIII que ya ejecutaba y componía música a los cuatro años y a los nueve era invitado por reyes y nobles para sorprenderles. Un ser maravilloso y único.

image

Su nombre real fue Johannes Chrysostomus Wolfgangus Theophilus Mozart. Nació el 27 de enero de 1756 en la ciudad austríaca de Salzburgo. Con tan sólo cuatro años asombró en las tertulias de su hogar.

Sus padres fueron Leopold Mozart y Anne María Pertl Pertl, quienes apoyaron totalmente al niño prodigio en el desarrollo vocacional. Su precocidad pronto los convirtió en músico itinerante, deslumbrando a la aristocracia y la realeza europea con obras musicales propias, ejecutadas con maestría.

Su retorno a Salzburgo fue triunfal. La ciudad tomó a Mozart como propio y lo contrató para musicalizar las festividades locales. Pero pronto notó los bajos salarios que le asignaban. Para peor, al morir el arzobispo Segismundo de Schrattenbach, su protector, tomó su lugar el conde-príncipe Hyeronimus Colloredo, personaje autoritario y rígido que le hará la vida imposible.

Mozart viajó varias veces por Italia, visitando Roma, Florencia, y otras mecas del arte peninsular. Esto influyó sustancialmente en las sinfonías, oberturas y la ópera Lucio Silla que allí crea. En esta última se revela un acercamiento al romanticismo del movimiento literario Sturm und Drang (en español “tormenta e ímpetu”).

imageMozart  tocando el clavicordio y Thomas Linley (de la misma edad) el violín, durante su estancia en Florencia en 1770.

En uno de sus tantos viajes europeos muere su madre mientras le acompañaba (1778). La angustia del duelo debe vivirla en un estado total de incertidumbre frente a su situación económica. Ninguna de las cortes y personalidades que le aclamaban, le ofrecían honorarios dignos de su habilidad, según estimaba el orgulloso compositor.

En esta etapa de su vida, Mozart empeñó algunas de sus cosas para pagar deudas personales. Para colmo de males -y esta será una nota significativa en la biografía de Mozart- Colloredo, su patrono en Salzburgo, lo trataba como a uno más en su corte de sirvientes. Terminó echándolo con una patada en el trasero propinada por uno de sus auxiliares.

Mozart decidió entonces ser un músico vienés, y su rebeldía introduce lo que muchos imitarán después: no depender de un mecenas o patrón. Corría 1781, contaba tan sólo con veinticinco años, y se tenía a sí mismo como único sostén. Una vez en Viena, se alojó en el segundo piso de la familia Weber, que había conocido en viajes anteriores.

Para vivir dictó clases para algunos nobles, y brindó conciertos y óperas que fueron, sin duda, la fuente más significativa de sus recursos. El ambiente familiar le hacía feliz, en especial las hijas de la señora, lo cual derivó en su enamoramiento de Constanza Weber. Es necesario destacar que, en esos años vieneses desarrolló sus obras más importantes.

En efecto, Mozart allí escribió El rapto del Serrallo, obra con parte del texto recitado y no cantado, como la zarzuela en España. También las sinfonías que van desde la número 36, Sinfonía de Linz, hasta la trilogía final, que lleva los números 39, 40 y 41, hechas en el verano de 1788.

En las obras de Mozart ya se ve una intensidad expresiva considerada un anticipo más del espíritu romántico que destacará entre los compositores del siglo siguiente. También escribe Don Juan y La flauta mágica, en cuyas presentaciones se reitera el éxito popular.

Hará frente a su ascendente prestigio Antonio Salieri, enemigo de Mozart, a quien se le atribuye, además, una historia jamás probada de envenenamiento. La rivalidad está probada, algo comprensible entre dos músicos que competían por los favores de la corte imperial.

 Mejor amigo suyo resultó Joseph Haydn, “papá Haydn” para Mozart, cuyos “cuartetos de cuerda rusos” le inspiraron para la creación de una serie de seis que dedica a aquél. Elaboró conciertos para piano, violín, corno, clarinete y otros, dejando sentadas las bases del estilo clásico de composición.

De hecho, en otra marca fundamental de la biografía de Mozart, en Viena escribe catorce de los veintitrés conciertos que dedicó al teclado en toda su vida.

Mientras disfrutaba de este reconocimiento de los vieneses, abordó la Misa de Réquiem, encargada por el conde Franz de Walsegg para exhibirla como propia. Herido por las circunstancias del encargo, el músico imaginó que el asunto del Réquiem es su propio final y que ha sido envenenado.

Con la cabeza apoyada en la pared de su habitación y la partitura manuscrita del Réquiem inconcluso en el lecho, la muerte lo alcanza el 5 de diciembre de 1791. Mozart tenía treinta y cinco años, y nos dejaba más de seiscientas obras

Más Información:

Biografía de Mozart, en Wikipedia

Biografía de Mozart, en Kalipedia

Imágenes, en Wikipedia

Deja tu comentario

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

8 Comentarios